Cuando salgo a trotar aprendí lo siguiente.

No Existe el Mal Clima: Si te vistes con la indumentaria correcta, por ejemplo un rompe vientos si hay llovizna, una sudadera que te proteja del frío o bien, si hace calor, hidratarnos de manera correcta estaremos bien. Así si esto lo traducimos a nuestras vidas, TAMPOCO existe el “mal clima” ya que las circunstancias las que definen nuestra tranquilidad, si no más bien, nosotros definimos, nosotros respondemos a esas circunstancias, el cómo las afrontamos.

No corras tan rapido: El peor error es correr como loco ya que perderemos energía y el paso, esto nos enseña a manejar nuestros tiempos tranquilamente, no te apresures a tus procesos, ya sea de crecimiento, el querer lograr alguna meta, etcétera.

No digas no puedo: Con la ayuda de Dios puedes lograr cualquier cosa, me refiero a que des el máximo, da tu todo y Dios hará el resto. Recuerda la siguiente frase: Do your best and God make the rest.

Deja una respuesta